El martes 25 de marzo el diario español El País separó de sus filas al columnista Héctor Schamis. El periodista argentino asegura que el despido sucedió 24 horas después de la publicación de su columna “Mais Médicos”. El artículo revela el tráfico de personas, el trabajo forzoso y la explotación en las misiones médicas del régimen cubano. 

En el texto, publicado el 24 de marzo, el periodista detalla la demanda de cuatro médicos cubanos a la Organización Panamericana de la Salud (OPS) por violación de leyes y convenciones internacionales sobre el tráfico de personas y el trabajo forzoso. Schamis afirmó que recibió una llamada ayer, 25 de marzo, en la que le informaron que por estrategia digital el diario decidió eliminar a los columnistas semanales. El periodista afirmó que esta decisión no le fue comunicada con anticipación y que ningún otro articulista ha sido formalmente separado del medio.


Shamis, miembro del Consejo Directivo de FUNDAMEDIOS, se pronunció acerca de este hecho a través de un tuit  ¨El País ha decidido prescindir de mis servicios de inmediato. Ello ocurre 24 horas después de mi columna que revela el tráfico de personas, el trabajo forzoso y la explotación en las misiones médicas del régimen cubano. Se me comunicó por medio de una llamada telefónica y argumentando razones de ´estrategia digital´. El momento y el burdo eufemismo no hacen más que resaltar lo obvio”.

Schamis, profesor en el Centro de Estudios Latinoamericanos y en el programa Democracy & Governance (Universidad de Georgetown en EEUU.), califica la acción de El País como censura y está convencido de que esto respondió exclusivamente al artículo en que cuestiona al régimen cubano.

El periodista basó su artículo en las 90 páginas de la demanda judicial en contra del régimen cubano, en el cual se destaca la violación de derechos, tráfico de personas y explotación laboral. Dicha información la transformó en un artículo de 800 palabras.

“Yo he venido trabajando durante 5 años con el periódico El País de España, escribiendo sobre temas específicos de violación a los Derechos Humanos y abusos del poder de las dictaduras en el continente. Ahora me callan porque, aparentemente, cambió la línea editorial del periódico sin que se lo comuniquen a sus editorialistas o a sus lectores. De ninguna manera mi línea editorial ha cambiado en estos cinco años”, expresó el articulista a Fundamedios.

El caso ha recibido el apoyo de múltiples personas a través de redes sociales, entre ellos, el secretario general de la Organización de Estados Americanos (OEA), Luis Almagro, lamentó lo ocurrido. La tarde del 25 de marzo rechazó que “la libertad de empresa refuerce el silencio sobre Cuba y se imponga por sobre la libertad de expresión y pensamiento” en Twitter.

FUNDAMEDIOS  rechaza cualquier tipo de censura a la labor periodística más aún cuando devela violaciones graves contra los derechos humanos. Expresamos nuestra solidaridad con Héctor Schamis ante lo ocurrido.

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here